Ahorra en el consumo de agua en Navidad

Christmas ball from water splash isolated on white

¿Cómo podemos generar unas navidades más sostenibles? Ahorrar, tanto en nuestro interés propio como en el medio ambiente, es posible si seguimos una serie de pautas para reducir tanto el consumo del agua como la factura doméstica. Desperdiciar el agua es pagar por algo que no se ha consumido, por eso es importante saber que podemos reducirla hasta en un 30% si prestamos atención a los siguientes hábitos.

Lo primero que debemos comprobar es que las tuberías de nuestro hogar funcionan con normalidad, es decir, que ninguna de ellas presenta fugas que puedan desperdiciar agua. Para ello hay un truco muy sencillo, que es estar pendiente del contador de agua para evitar pérdidas, encontrar las fugas cuanto antes y buscar la reparación.

El cuarto de baño es sin duda el lugar donde más podemos ahorrar. Un grifo abierto equivale a 100 litros de agua perdidos al día, por lo tanto habrá que repararlos. Después, podemos instalar un ahorrador de agua para economizar hasta un 30% su consumo real.

Lo mismo se puede hacer con la cisterna, pues un sistema doble permite parar la descarga de agua en base a las necesidades personales.

Ducharse en vez de bañarse también nos permitirá economizar hasta 100 litros de agua al día. La electricidad estática generada por el agua rociada sobre el cuerpo posee virtudes mucho más relajantes que un baño dentro de una bañera llena hasta los bordes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR