Consejos para evitar que se congelen las tuberías

diseno-sin-tituloLa llegada del frío y del invierno trae consigo también problemas en la instalación de fontanería, que puede verse perjudicada debido a las bajas temperaturas. Aunque es más habitual en casas aisladas que en pisos, podemos llevarnos una desagradable sorpresa si se congelan las cañerías, pues las consecuencias, además de malas para la instalación, suponen un coste con el que seguro no contábamos.

Evita este tipo de incidentes gracias a los siguientes consejos:

  • En los casos de aquellas viviendas que no están habitadas durante el invierno, lo más recomendable es prepararlas para la bajada de temperaturas para evitar posibles daños y averías. Revisa los conductos y corta el suministro de agua.
  • También es importante que por la noche, cuando las temperaturas bajan más, mantengas en tu casa una temperatura superior a los 18 grados.
  • Las cañerías en bajos, trasteros, garajes y demás están especialmente expuestas al frío y, por lo tanto, a la congelación. Puedes protegerlas, forrarlas y aislarlas con materiales adecuados.
  • En el caso de las tuberías y cañerías que se encuentren tapadas por los muebles, abre la puerta de estos, así facilitarás que se beneficien del calor del resto de la casa.

Aunque puede resultar algo pesado, merece la pena poner en práctica estos consejos para tomar medidas de precaución en la instalación de fontanería. Las viviendas deben ser únicamente lugares de confort y seguridad, no de problemas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR